Lavados nasales para bebés: todo lo que necesitas saber

06 Mayo 2022
Tiempo de lectura
7 minutos
¿Quieres conocer por qué es importante hacer lavados nasales para bebés y cómo hacerlo? En este post encontrarás la respuesta.
lavados nasales bebes
Pie de foto
Lavados nasales bebes
  1. ¿Por qué hacer lavados nasales a un bebé?

  2. ¿Cuándo es un buen momento para realizar un lavado nasal en un bebé?

  3. Cómo hacer los lavados nasales paso a paso

  4. Qué producto es mejor: ¿lavados monodosis o sprays?

  5. Aspiración nasal: ¿sí o no?

 

Tanto los bebés como los niños pequeños presentan una cierta predisposición a experimentar trastornos de la respiración relacionados con la entrada de aire a sus vías respiratorias, y por ende a los pulmones. En este artículo te contamos la importancia de hacer lavados nasales para bebés y el paso a paso para hacerlo.

 

¿Por qué hacer lavados nasales a un bebé?

El sistema inmune de los más pequeños está en proceso de desarrollo, por lo que los virus y bacterias entran en su cuerpo con mayor facilidad. En consecuencia, los bebés sufren en promedio unas 7 u 8 infecciones al año, que potencialmente podrían afectar al aparato respiratorio.

 

Además, durante sus 6 primeros meses de vida, los bebés respiran exclusivamente por la nariz. Este periodo es la etapa de la vida en la que sus orificios nasales son más pequeños. Si se bloquean con polvo, polen, mucosidad espesa o cualquier otro tipo de partículas de tamaño similar, todavía no saben introducir aire de las vías respiratorias y echarlo deprisa, como si soplaran por la nariz, para expulsarlas.

 

 

Por este motivo, los lavados nasales son una opción totalmente segura para eliminar este tipo de obstrucciones. No hay ninguna contraindicación para no hacerlos.

 

¿Cuándo es un buen momento para realizar un lavado nasal en un bebé?

Por norma general, es buena idea realizar los lavados nasales cuando el bebé hace ruido al respirar o tiene mucha mucosidad. Antes de seguir hablando del tema, cabe recordar que el moco es uno de los mecanismos del sistema respiratorio para atrapar la suciedad que entra en la nariz para posteriormente eliminarla. Por ende, no es nada malo: simplemente, el exceso de mucosidad puede incomodar al bebé a la hora de respirar. Estas molestias y dificultades pueden hacer que el bebé no quiera comer porque tenga una sensación de asfixia al cerrar la boca o al tragar, por ejemplo.

 

En términos horarios, el mejor momento para realizar el lavado nasal es antes de las comidas, o antes de dormir, para que respiren mejor al descansar y así evitar apneas u otro tipo de alteración del sueño.

 

Si el bebé tiene alguna medicación que requiera ser inhalada, el simple hecho de efectuar un lavado nasal aumentará la cantidad de medicamento inhalado y, por lo tanto, mejorará el efecto del tratamiento.

 

Cómo hacer los lavados nasales paso a paso

1. Espera a que el bebé se tranquilice

 

Es común querer realizar el lavado nasal después de darles el baño. Sin embargo, al estar sin ropa y mojados es muy probable que el bebé sienta frío y se incomode. En este caso estará agitado y dificultará la realización de la tarea.

 

2. Pon una toalla alrededor del cuello

 

Al colocar la toalla como si fuera un ponchos de peluquería se evita que se le moje el cuello cuando le resbale parte del suero. Esto evitará que se incomode y reducirá las probabilidades de que se resfríe.

 

3. Coloca al bebé en una posición adecuada

 

Existen dos posiciones en las que se puede colocar al bebé para realizarle el lavado nasal:

  • La primera es dejando al bebé tumbado de lado. De esta manera, cuando entre el suero por una fosa nasal, lo más probable es que le salga por el otro orificio.

  • Otra manera de hacerlo es sentando al bebé. Esto reduce la probabilidad de que el moco se vaya al oído. Eso sí, habrá que inclinar la cabeza hacia un lado para que le salga el suero por la fosa nasal opuesta a la que recibe la inyección. 

 

Es recomendable evitar que incline la cabeza hacia atrás para evitar que trague suero y moco. No pasa nada si el bebé si esto ocurriera, ya que simplemente lo terminará desechando. No obstante, durante el proceso de lavado podría sentirse molesto por una breve sensación de asfixia y no cuesta nada evitarle el mal trago.

 

4. Sujeta al bebé

La finalidad de esto recae en evitar que el bebé se haga daño a causa de una respuesta involuntaria. Es desagradable que te introduzcan algo por la nariz y es muy probable que el bebé tenga el instinto de apartarse.

 

Es aconsejable que una tercera persona sujete al bebé. De esta forma, quien introduce el suero tendrá las dos manos libres para maniobrar. Si no es el caso, habrá que usar una mano para sujetar las manos del bebé y otra para hacer el lavado nasal.

 

 

5. Introduce el suero en la nariz

 

Hay que introducir el suero por el orificio nasal que quede más alto cuando el bebé incline la cabeza o se ponga de lado. De esta manera será más fácil que el suero salga por el otro orificio gracias al efecto de la gravedad.

 

De todas formas habrá que fijarse en que el suero vaya saliendo a medida que se introduce. Una vez se termine con un orificio, habrá que cambiar la postura del bebé para hacer lo mismo en el lado contrario.

 

Qué producto es mejor: ¿lavados monodosis o sprays?

Esta duda parece ser un dilema muy extendido entre los padres y madres que todavía no tienen experiencia en hacer lavados nasales a bebés. La respuesta no es sencilla: depende de cada persona.

 

Cuando se toma esta decisión hay que considerar la paciencia y la habilidad del padre o madre, así como su comodidad.

 

  • Por una parte, los sprays tienen la fuerza ya regulada, mientras que en las aplicaciones monodosis el padre o madre tendrá que aprender a aplicar la fuerza exacta: si aplica poca, el lavado no se hará bien y si aplica demasiada podría favorecerse la aparición de otitis.

  • Por otra parte, los sprays suelen llevar algún derivado del agua de mar, mientras que las ampollas monodosis contienen suero fisiológico que en ocasiones puede ser mejor para el bebé.

 

Aspiración nasal: ¿sí o no?

 

No es necesario llevar a cabo un aspirado de los mocos del bebé. Si los expulsa o si se oyen al respirar, significa que no están muy fijados y que terminarán cayendo. No obstante, si incluso con el lavado le quedan mocos residuales podría ser útil realizar un aspirado. Eso sí, es recomendable evitar las peras de goma y en su lugar usar mecanismos más anatómicos.

 

Cuando se hace un aspirado nasal hay que ir con mucho cuidado ya que si se hace mal el bebé podría experimentar una obstrucción de la trompa de Eustaquio.

 

Si este artículo sobre lavado nasales para bebés te ha servido, no dudes en compartirlo con otras personas que se puedan beneficiar de esta información. Recuerda que ante cualquier duda lo mejor es acudir con el pediatra según las necesidades del pequeño.

 

Como cuidar los dientes de los niños
Denticion infantil
Fases de dentición durante la edad infantil

Conoce cómo y cuándo se forman los dientes dentro de la encía, los cuidados de la dentición temporal y para finalizar la dentición permanente. Hábitos de higiene dental para evitar los principales problemas dentales y cuando debemos acudir al dentista durante la infancia.

Comentarios

Zeneida Herrera
Autor/a:

Zeneida Herrera

  • Fundadora de Travel me Softly

  • Investigadora asociada en la Universidad de Heidelberg desarrollando diversos proyectos de investigación en el campo de la terapia celular y la nefrología.

  • Investigadora pre-doctoral del programa europeo NephroTools FP7 Marie Curie Initial Training Network (INT)

Amante de la ciencia, la comunicación, los viajes y la naturaleza.

Guía gratuita
Lactancia materna
Todo sobre la lactancia materna

Beneficios de la lactancia materna, técnica y recomendaciones sobre la alimentación del bebé. Además destapamos los mitos más escuchados alrededor de la lactancia materna.

Productos y servicios relacionados

Cuidamos tu salud y la de tu familia

Seguro de salud DKV Integral
Seguro de salud DKV Integral

Nuestro seguro de cuadro médico más vendido con un 36% de descuento: visitas a especialistas sin listas de espera, cobertura dental y asistencia en viajes en caso de urgencia

Videollamadas con especialistas y chat 24h

Consulta tus dudas a los mejores profesionales sin moverte de casa con las líneas médicas especializadas, incluida la pediátrica 24h y de obesidad infantil. Además podrás realizar videoconsultas con especialistas a través de la app Quiero cuidarme Más.

Productos de parafarmacia
Productos de parafarmacia

Salunatur es la parafarmacia online en la que encontrarás todo lo que necesites a precios exclusivos por estar registrado en el DKV Club. Productos para protegerte de la COVID-19, para cuidar tu cuerpo y rostro, productos específicamente profesionales.